29 diciembre 2011

MMM - Walking on the milky way (OMD)


MINUTOSMUSICALESMENSUALES

When I was only seventeen
My head was full of brilliant dreams
My heart would call and I would glady go
At twenty one the world was mine
And I was yours and you're divine
And nothing else would matter to us so
I don't believe in destiny
I don't believe in love
I don't believe that anything
Will ever be enough
Man you should have seen us
On the way to venus
Walking on the milky way
It was quite a day hey hey...
Walking on the big stuff
Acting like we're real tough
Baby we were on our way
So what do you say hey hey...
As time goes by reality
Destroys your hope and dignity
There's nothing left but
shadows on the wall
But just remember who you are
And where you've been you've come so far
And never ever let them see you fall
I don't believe in miracles
I don't believe in truth
I don't believe that anything
Can recreate your youth
Man you should have seen us
On the way to venus
Walking on the milky way
It was quite a day hey hey...
Walking on the big stuff
Acting like we're real tough
Baby we were on our way
So what do you say hey hey...




26 diciembre 2011

Comentario de Texto - PINEDA: MERCI, MONSIEUR


Un post navideño dedicado a todos aquellos que me han oído hablar de Michel Pineda. Familia aparte, pocos seguidores actuales de este blog tienen noción de aquella frase mágica de "Yo soy yo ... y Michel Pineda" y todo el mundo "Second Life" que tenía montado alrededor.


Mediados de Junio de 1984. En pleno auge del "Yo Cantera" y por incorporar jugadores de futuro prometedor, aterriza en Sarriá un joven delantero de apenas 20 años, procedente del AJ Auxerre francés. De madre vizcaína y padre burgalés, llega en calidad de oriundo. Su nombre: MICHEL PINEDA OZAETA (Gien 9-6-64). Pocos le conocen.

Si le tenía que buscar un pero era que nos salió afrancesado... Hablando, que en el campo era de los que se pegaba hasta con las rayas del campo...

Formado bajo las órdenes de Guy Roux, toda una institución a la hora de descubrir talentos, juega en el inicio de la campaña 1983-84 con el primer equipo del club de la Borgoña, pero acaba la temporada con el filial que milita en 3ª División. Toda una incógnita.

Forcadell no ha resultado ser todo lo que se esperaba y la marcha del mayor de los Orejuela (Jesús) a Club Atlético Osasuna, obliga a Xabier Azkargorta a reforzar el frente de ataque. PINEDA es su apuesta.
La campaña 1984-85 arranca mal. Tras las 5 primeras jornadas el RCD Espanyol no conoce la victoria. El juego no convence. La grada sisea. Hay que hacer algo. A Sarriá llega el Athletic Club de Clemente. El campeón. Azkargorta mueve ficha y se la juega con PINEDA que, por primera vez, arranca de titular formando pareja atacante con el "Negro" Giménez.

 Otro crack el "Negro" Gimenez... Es al único que le he visto hacer en directo un control dejando muerto el balón en sus pies a un saque largo de Tommy N'Kono con un central echándole al aliento en el cogote...

Y aquel 12-10-84 será su primer día de gloria. A los 13' minutos el hispano francés consigue su primer tanto como blanquiazul batiendo a Zubizarreta. Es sólo el primero de muchos que vendrán. Pero este vale la victoria (1-0). La primera de la temporada. En el minuto 80', exhausto tras vaciarse sobre el césped, deja su lugar a Márquez. Ovación de gala.

Quince días más tarde, el Real Racing Club aparece por Sarriá con el "Magu" a la cabeza. A los 28' minutos (3-0) en el marcador en uno de esos días que al RCD Espanyol le da por desenfrenarse. Todos llevan la firma de PINEDA. El ariete conecta rápidamente con la grada. Como si hubiera estado aquí toda la vida. El 9 es suyo. Forcadell tendrá que esperar.

La de veces que oí a mi padre decirle paquete, me recuerda a las disputas que tiene ahora con su nieto mayor cuando hablaban de Callejón en Cornellá.

El francés no es un dechado de técnica, pero es valiente. No se esconde en el área. Presiona sin parar. Remata fácil y rápido. Va bien de cabeza. Lo da todo. Y tiene hambre. Ganas de agradar.

Y sin embargo....

Con Lauridsen dirigiendo en la medular, su sociedad con Giménez funciona más que aceptablemente. Entre ambos logran anotar 23 goles. PINEDA llega hasta los 14 y acaba como "Pichichi" del equipo. Todo un lujo para un recién llegado que, por si fuera poco, se da el lujo de abatir al Real Madrid en Sarriá (2-0) con un doblete personal. Mejor imposible.

Tras una temporada irregular (1985-86), la llegada de Clemente le devuelve al centro del escenario. PINEDA tiene el perfil de delantero que agrada al de Barakaldo. Se fue Giménez (no hubiera aguantado mucho con Javi) y ahora sus socios en vanguardia son "Pichi" Alonso y Valverde. Vuelven los goles. Esta vez 13. Y llega la UEFA.

El estreno en Bockelberg ante el Borussia Monchengladbach es de lujo (0-1) y lleva su firma en el minuto 32'. Es sólo el inicio de una gran aventura. Excitante. Histórica. Pero con un desenlace cruel como pocos.

En no se que partido de esos, Clemente lo pone de capitán... ¿Se ha vuelto loco? No! El árbitro es Vautrot y nada como un francés de capi para pelotearle un poquito.

La noche de Leverkusen, PINEDA está en el banquillo. Losada le ha comido el terreno. Poco que decir.
La derrota deja al club en estado de depresión total y su posterior gestión  le mete un túnel negro de difícil salida. Adiós a Lauridsen, Soler, Valverde, Losada, Job, Miguel Ángel y Zúñiga. Mala papeleta para los que se quedan. Entre ellos PINEDA que, junto a la vieja guardia de los N'Kono, "Pichi" Alonso, Diego Orejuela, Iñaki y Gallart, vivirán la cara amarga del fútbol.

No hace tanto hemos convertido a Pineda, N'Kono, etc. en los Gorka, Moises, Tamudo de Glasgow... Y Valverde en las dos fiestas, of course.

Pese a su compromiso y su lucha permanente, el equipo de la campaña 1988-89 va muy justo de fútbol y no puede escapar de la temida promoción. Michel, aunque con sólo 5 goles, acaba siendo el máximo goleador blanquiazul pero no puede evitar que el tren acabe descarrilando en el Luis Sitjar. Tras el (2-0) que nos condena a 2ª División, PINEDA se derrumba sobre el césped llorando a lágrima viva. Un drama.

Esta sí que no, que no la queremos volver a ver ni en pintura.... Nunca más!

Pero el de Gien es un luchador y se partirá la cara para que su RCD Espanyol vuelva donde él lo encontró. La campaña 1989-90 en 2ª División es dura. Durísima. Tras cambiar de entrenador y contratar varios jugadores a mitad de temporada en busca del ascenso, el cuadro de Sarriá se sube al carro de la promoción a última hora. PINEDA colabora con 6 goles. No es mucho. Pero su ascendente en el equipo es vital. Decisivo.
Finalmente el objetivo se consigue en La Rosaleda en una noche sólo apta para corazones de acero. Es el último partido de PINEDA que, ya en la prórroga, deja su lugar al canario Andrés. El RCD Espanyol vuelve a 1ª División. Donde debía estar. Donde lo encontró PINEDA. Es hora de decir adiós tras 6 campañas de una intachable profesionalidad y amor a los colores blanquiazules.

Aquí debería acabar este relato. Seguramente PINEDA también lo hubiera deseado así. Pero no es posible. El fútbol, a veces, ofrece historias inverosímiles, y la del ariete francés y el RCD Espanyol es una de ellas.

Tras dos temporadas actuando en la Liga gala con el Toulon, PINEDA es reclutado por el Real Racing Club en la recta final de la temporada 1992-93. Los cántabros luchan por retornar a 1ª División mientras el RCD Espanyol se desangra otra vez en la dirección opuesta. Sus caminos se cruzan en otra fatídica promoción y, casualidades del destino, será un gol del francés el que mande a los blanquiazules al pozo de la 2ª División por cuarta vez en su historia.

Pedí a mi hermano me trajera de París la camiseta del Toulon. No la consiguió. Sólo consiguió que le tomaran por loco en unas cuantas tiendas de deportes.

En la ida de Sarriá, los cántabros vencen con un gol de PINEDA (48') nada más iniciarse la segunda mitad. Michel no lo celebra por respeto. Cabeza gacha, la cámara le sigue. Lágrimas en sus ojos. Aunque vestido con la zamarra del rival su corazón es blanquiazul.

Seguramente es el gol que nunca hubiese querido marcar. Pero aquel RCD Espanyol era carne de 2ª División si o si, y tarde o temprano tenía que llegar el fatal desenlace. Que fuese PINEDA fue sólo una jugarreta del destino que no puede hacer olvidar la enorme profesionalidad con la que siempre defendió la camiseta españolista.

Dado mi historial, siempre he dicho que esa situación tenía algún mensaje subliminal dedicado a mi persona. Todavía no he consguido interpretarlo...

Por todo ello; merci Monsieur Pineda.

Hoy cuelga de mi cas un autógrafo suyo dedicado, gracias a las gestiones de mi suegro. Seguro que Michel debió flipar cuando le dijo el hombre que era para un admirador suyo de 40 años....
 
Sus caídas en el área poniendo las rodillas primero, símbolo inequívoco de que no era penalty, y su "Si arbitro dise penalty es pemalty, si no pita penalty no es penalty" cuando algún arbitro picaba, su gol de cabeza desde fuera del área, su camiseta por fuera, sus brazos en jarra, su echada de cabello hacia atrás, su caminar mirando al suelo diciéndo NoNoNo ...

Gracias Monsieur, por todos esos años juntos!!!

25 diciembre 2011

Tan joven y tan viejo - Nadal 2011

 
Faltar a esta cita es faltar a muchas más cosas sobre las que escribo post tras post, año tras año.

En tiempos de Salidas de Emergencia, de Killers on tne Road, de Walks on the milky way demos las gracias al del 25 y a quienes martillean la campana año tras año. No importa. Va por las veces que no pueda.

Feliz Navidad

 
 
Lo primero que pinta es marcharse bien lejos;
en un perfil con cromos de resignación
Start with este hombre delante del espejo,
Buses de Death Valley, Peajes de New York.

Pero siempre hay un ojo que hace un guiño la vida
y un amigo un hermano que dispone de mí:
me da passwords y claves a cada luz perdida.
Y todo lo que tengo, que es nada, se lo dí.

Y Así pasó volando, y así paso deprisa
que algún sensor querido de vista me perdió,
en busca de otras huellas transitamos mi cornisa,
evitando horizontes tras luces de neón.

Hacen trampas al póker, defraudan a los amigos,
en un banco o despacho te tiran su jabón; 
por callar lo que pienso por pensar lo que digo
ganaran el partido, pincharan el balón.

Lo que sé de ese Niño lo aprendí de su cuna,
lo que fue su legado lo tendré que buscar
en nadiesabedonde, en la tierra o la luna.
lo que vendan en Outlets será otra Navidad.

Así que, de momento, nada de adiós muchachos,
Unos bastos pintados marcan mi generación;
cada noche me invento, ya poco me emborracho;
tan joven y tan viejo, Bon Nadal a Tothom.

23 diciembre 2011

El Blues de lo que pasa en mi escalera - MADE IN LH

Todo pasa muy deprisa. Hoy terminan las emisiones en directo de TV - L'Hospitalet. De hecho, estoy viendo a la encantadora Candela Figueras haciendo el último programa. "Una mala noticia per a L'Hospitalet" ha sido uno de sus titulares. Lo comparto.

Y una de las última noticias que han dado es la del 9-0 que nos metieron los de la ciudad de al lado, los campeones del mundo. No soy un seguidor de cerca del CE L'Hospitalet, influenciado por el trato que se ha hecho a gente muy cercana, pero siempre mantengo que si algun dia subimos a Segunda, ahí me van a tener si no hay "efectos colaterales".

Es bueno hacer una leída completa de este artículo del blog de Christian García, y darse cuenta de cómo la ola (tsunami?) mediática y futbolera arrastra con todo, y un equipo que está plantando cara en la Segunda B con el eterno objetivo de meter cabeza en la A se convierte en el último juguete del poderoso Mejor Equipo del Mundo.

Mi postura es cómoda porque no comparto ambos equipos ni soy un acérrimo del Hospi, pero me gustaría que algún seguidor del Hospi culé me dijera que pensó de este Hospi el pasado jueves. Aparte de aguantar las gracias de los culés no hospitalenses, la sensación de "barrio de barcelona" se nos acentuó durante los eternos 90 minutos. De hecho, con el 5-0 acabando el primer tiempo, yo pensaba que ya era el final y aún me daba por satisfecho...

Soy consciente de que en estos tiempos no es lo más guay ponerse aeste lado de la carretera Riera Blanca, con las desilusiones que nos caen por los tiempos de crisis o de sometimiento. Son tiempos de Blues en mi escalera y también hay que salir a contarlos.

Es muy fácil ser grande desde las alturas, con las banderas de la ciudad de al lado ondeando. Y estar orgullosos de ello, aunque nunca vayas paseando por sus calles, o no vayas más allá de lo que te explica la tele grande que solo habla de ti hasta que se aburre, o del titular y las primeras 20 páginas del periódico. Por no hablar de sentarte en un sucio asiento o apoyarte en la barra de algún campo de tu ciudad. ¿Para qué? Todo lo que quiero ver lo puedo ver desde el sofá.

No va a desaparecer LH, pero con cositas como estas se hace más barrio y menos ciudad ante los distintos tsunamis que nos azotan. No considero que sean imaginarios, al menos la mayoría. Y puede que por ello tengamos mucho en común algunos que nos ponemos burros con historias de mi escalera y peleemos por ser algo más que un barrio de Barcelona....

Perdemos dos buenas oportunidades de reivindicarnos, pero la que intentaré no perder y recomenzar es la del hombre del espejo.


igual que antes de loco
por cantar,
por cantar el blues
de lo que pasa en mi escalera.


01 diciembre 2011