25 mayo 2016

02CAC - Escribir mi historia...

Siempre tengo en la cabeza a un colega de TMB (creo que aún me queda alguno por ahí...) que en una comida "de trabajo" me soltó aquello de... "cuando me enteré que te habías casado..." y que me puso medio colorado ante el resto de comensal@s que nos estaban escuchando.... Más ruido que nueces, de verdad.

Pues sí, puede que en el 30CAT el 02 no hubiera sido nada parecido, pero tras una travesía por el desierto (no olvideis que los desiertos me encantan) mi amiga buena suerte decidió aparecer y alegrarme el día, ese verano de hace ya casi 15 años.

Toda una nueva vida que merece historizarse, pero eso no debe ser de dominio público, más allá de lo que tengamos a bien poner en ese modo. Por ejemplo, alguna imagen de la ceremonia ofcial y alguna foto de más que no hemos podido evitar se propague por la red...
Pero como todo lo que se pueda escribir aquí o en otro lugar, o lo que pueda pensar el personal, eso siempre es secundario ante la escritura día a día de la historia, nuestra historia.

Y para terminar, el hecho de que hoy celebremos su cumple, me ayuda a tomar la decisión entre lo que es el 02CAC de lo que será el 01CAC, que supongo que si hay algún lector, lo habrá podido adivinar sin pensar demasiado.


Porque aquí a tu lado
la mañana se ilumina

24 mayo 2016

03CAC - Agradecer (AKA Contigo empezó todo)


Como las dos últimas cosas a hacer antes de los 50 están más que justificadas como punto final, toca epilogar antes de acabar, y siempre me gusta hacerlo con agradecimientos, más o menos justos y más o menos orientados.

Así que, como si de un anuncio de mi Coca-Cola querida se tratará aquí ametrallo los que se me han ido apàreciendo desde hace 30 días con respecto a lo que he hecho desde hace 50 años ¿ponemos 50 para hacerlo redondo?

Nota previa: names have been changed to protect the innocents


  1. A mis cercanos que ya no están y han estado, a los que estuvieron muy cerca y conocí y a los que también fueron cercanos pero no conocí.
  2. A mis dos más cercanas, Qué grandes 50!
  3. A esos que se giran conmigo cuando nos llaman por el apellido, y a las que los vigilan y/o los vigilarán.
  4. A mis LHPower, siempre tan cerca y tan lejos.
  5. A mis OutOfThisWorld, siempre en galaxias más o menos lejanas.
  6. A mis jef@s de filas, especialmente a l@s que tiraron del gregario hasta que les hizo falta. Ya no te tengo miedo rein@...
  7. A mis Tijuaneros, salud, Coronas y José Cuervo!
  8. A mis Braferos, que el fútbol es importante pero no lo más importante.
  9. A mis otros futboleros, que siempre han contado conmigo para echar un partido, y terceros tiempos posteriores.
  10. A mis callejeros, perdidos con los años, pero felices recuerdos de otras épocas.
  11. A mis manos tendidas, que siempre han aparecido y nunca sabrán todo lo bueno que me han hecho.
  12. A mis peregrinos y caminantes, a los que no hay kilómetros que los detengan.
  13. A Nobody y su diario.
  14. A Michel, mi otro yo.
  15. A los hondureños de nacimiento y de adopción, que me han enseñado más de lo que puedo aprender, y que espero seguir trabajando para corresponderles.
  16.  A mis compañeros laborales, a los que ayudé y a los que me ayudaron, y a los que no supe ayudar y no supieron ayudarme. Y a los que ahora ma ayudan y espero estar ayudando.
  17. A los que me dejo, que si hace falta os iré actualizando a medida que me volvais a la memoria.
  18. Y a vosotros lectores, probablemente dentro de estos puntos anteriores (el que no se vea incluido en alguno que me lo diga, que en el próximo especial no le perdono), por vuestra paciencia en leer todos estos desneuronamientos, en esperar todos los CACs que están pendientes y que algún día irán apareciendo: ponerlo por escrito es la mejor manera de tenerlo qu ecumplir.
No hay dedicatoria musical que os incluya a todos... O sí! Aquella que ya puse una vez en un documento de cuyo nombre no quiero acordarme.

what would you think if I sang out of tune,
would you stand up and walk out on me?
lend me your ears and I´ll sing you a song
and I´ll try not to sing out of key.

oh, I get by with a little help from my friends

Gracias, porque no me dejais tirado cuando canto fuera de tono.


02 mayo 2016

25CAC - Retrasarse

¿Y quién no lo ha hecho?

Puedo poner excusas mil, pero todas pueden ser derrocadas. Así que no diré aquello tan habitual de que suelo lanzarme con alegría a muchos proyectos que luego tengo que dejar porque soy incapaz de completar.

Pues eso, una vez excusado por los retrasos, esperemos que vayan saliendo los que corresponeden al dia y que luego recuperemos los que hemos dejado atrás.

En estos temas no quiero meter los temas laborales, porque este es un blog personal y el 100% de la responsabilidad es mía.... Bueno, en algún proyecto también lo era y me lo comí, pero en general, eran tareas de equipo (jajajaja) donde la responsabilidad recaía en la empresa representada por aquel que daba la cara como responsable de ese proyecto o trabajo.

La moraleja que suelo llevarme es que el nombre de la empresa resiste esas impresentabilidades y el que las carga profesionalmente es la cabeza del responsable.

Y en el otro extremo de la balanza, no cuento los retrasos en compromisos deportivos, que entonces no acabaríamos antes de los 50.

Y acabando con las excepciones, tampoco me meto con el tema de lor retrasos en hacer cosas que se deberían haber hecho antes de alguna década inferior.... Bueno familia, nadie dijo que esto iba a ser fácil.

Así que, vamos a obviar los temas laborales y marquemos algunos de los retrasos más significativos antes de los 50. Despues de todos los descartes que he puesto, creo que me van a salir pocos.

  • En el aspecto personal, una de las más sonadas fue tener a una pareja de maigos esperando en la Riera Blanca casi una hora, vestido de esquiadores, mientras me estaba echando una cabezadita entre el St Patricks Day y la esquiada del dñia siguiente.
  • En tono cómico y sin efectos devastadores, llegar a una boda a las 3 de la mañana de un 28 de mayo del año 2000. Si rascais en las biografías seguro que encontrais los motivos.
  • Otra de bodas, algunos años antes y con excusa. Unas pilonas que una empresa en la que trabajaba controlaban el acceso a una iglesia, fallaron en el sistema de comunicaciones y me tocó ir a buscar mi tarjeta dejada al novio que ya estaba esperando dentro... (la sensación de entrar yo por el pasillo cuando esperaban a la novia es para otro post). Con mi tarjeta entró el coche de la novia que, en un gran gesto, esperó a que lllegara el que se hizo andando ese trozo final retrasando algunos minutos más el comienzo de la ceremonia.
Dedicado a las víctimas de mir retrasos, se hayan quedado con la umagen que se hayan quedado.

y ella siempre estaba en el muelle
esperando. 

29 abril 2016

28CAC - Despistarte

Y no hablo de modo trascendente, si no de dejar de hacer algo que deberías haber hecho, o equivocarte de sitio, o esperar donde no debías...

Esto va porque ayer viernes se me olvidó poner una de las cosas a hacer antes de los 50. Y esa es una de las cosas que he hecho antes de los cincuenta: despistarme.

Así que la hago hoy día 30 de abril cuando tocaba el 29... Y si pongo alguna más de mis hazañas despistadoras se me ocurren a bote pronto:

  • Ir a la jura de bandera de mi hermano y al mundial de ciclismo de Montjuic sin carrete en la cámara. Fotos espectaculares que nunca se vieron.
  • Esperar en una primera cita a alguien en el bar que tiene en la terraza las mismas sillas que el bar en el que has quedado.
  • Beber Coca-cola bañada en acuarela por la vergüenza de no decir a la madre de mi amigo que me había equivocado de vaso un minuto despues de que me hubiera avisado de que me iba a pasar.
  • Dejar a un compañero de trabajo en una presentación conjunta mientras yo estaba tranquilamente en la oficina.
  • Salir a jugar un partido sin pantalones.... Calentadores negros llevaba.
  • No voy a poner más de fútbol, sólo aquellas típicas de ir a el campo que no toca a la hora que no toca...
  • Entrar por Av Mistral en dirección contraria pensando que es la Gran Vía. Bueno al final no se consumó porque el profe de prácticas frenó antes.

Se lo dedico a las víctimas de mis despistes, y también a todos los que se rieron gracias a ellos.

 No recuerdo de donde vengo
 ni se donde debemos estar.
 No, yo no estoy loco
 aunque tú me lo quieras hacer creer.

28 abril 2016

29CAC - Tener un héroe y un antihéroe

En común lo de siempre, el aire futbolero perico, dos delanteros, uno muy coetáneo, otro con más de 10 años menos

En mis años de juventud y no tanta juventud, honor a los dos delanteros que vería jugar siempre.

El héroe es Raúl Tamudo. Aunque ha tenido épocas de todos los colores son inolvidables sus actuaciones tanto salvando en el último partido como marcando las diferencias a la hora de ganar un título. Envidia de como se echaba un equipo a la espalda, como scaba el genio, y como aparecía cuando nadie se lo esperaba en la fiesta. Una pena que al final las estrellas se oscurecieran, pero aún así no se puede olvidar esa trayectoria ni la admiración que iba despertando.



El antihéroe es Michel Pineda. No me pregunteis por qué. La respuesta no la tengo, pero desde que llegó al Espanyol ese "gabacho" fue mi otro yo (que m ás quisiera!) cuando me calzaba la botas y me ponía a jugar a futbol (por decir algo) siempre acababa haciendo el burro con el balón y con la estampa de Michel Pineda. Más allá de su historia con mis comentarios ya posteada en este blog, recordar de nuevo que mi admiración contrastaba, por ejemplo, con la de "paquetes" que mi padre le había dedicado o, como contarte como olvidarte, esa eliminatoria en que nos mandó a segunda: dos detalles sutiles que pueden catalogar como antihéroe al más pintado... Y si habeis ido a leer el post dedicado a Michel Pineda, solo comentaros que, más de 20 años despues, todavía sigo buscando ese mensaje sublliminal que me enviaron en el colofón de la temporada 1992-1993.



Ep!! Y atención al Bonus Track que he encontrado de rastreo por la Web (gracias Racinguista Verdiblanco!!!)


video

Dedicado a Raúl y a Michel, y a todos los que han tenido que soportarme con ambos cracks en cualquier conversación futbolera. Y atodos los que han convivido con este blogger que tuvo unas épocas de mucho aspecto Michel hace ahora aproximadamente media vida...

Man you should have seen us
On the way to venus
Walking on the milky way
It was quite a day hey hey...
Walking on the big stuff
Acting like we're real tough
Baby we were on our way
So what do you say hey hey..

27 abril 2016

30CAC - Cumplir tus promesas

Como hoy es el día de la Mare de Déu de Montserrat y una de las promesas fue allí, pues hoy toca una de esas cosas a hacer antes de los 50: una promesa y después cumplirla.

Tengo dos promesas públicas que hice y que cumplí. Las dos de caminante, una en modo light y otra un poco más durilla. En una de ellas hay foto, en la otra no.

Tibidabo: Empezamos por la sencilla. Al acabar la carrera, subí desde mi casa andando al Tibidabo. Me acompañó mi amigo Jordi, predispuesto siempre a estas cosas. La promesa era dejar allí el último boli de la carrera. Ya había dejado el mundo de colorines con el que empecé la misma, y solía llevar uno sólo, o tal vez ese y uno de respuesto.
De buena mañana, y con dos detalles totalmente opuestos que recuerdo perfectamente. El primero para llorar, ya que casi delante nuestro, cerca del Metro de Santa Eulalia, una chica fue víctima de un intento de atraco en ese clásico de esos tiempos del tirón desde la moto. No lo consiguieron, pero dejaron a la pobre bastante magullada. El segundo detalle, para reir. El salto de una cadena que cerraba un camino a los coches fue saltado en modo olímpico por ambos atletas. Lo que pasa que a uno se le quedó el pie detrás de la cadena, y las leyes de la gravedad no perdonan.
Poca fanfarria; como a mi me gusta. Llegar, subir, y en una zona discreta donde había el clásico cepillo de monedas, pues allí se quedó el boli.


Montserrat: Lo podeis encontrar en la referencia original: segunda etapa del Camino desde casa a Santiago. No creo que pueda describirlo mejor ahora.

También hay que reconocer que cuando te miras lo que te queda por delante no las tienes todas contigo, así que le pides un cable a la Moreneta, y le prometes regresar con la ofrenda de tus zapatillas del Camino (bautizadas como las "Nike Peregrino Coast to Coast"). Puedo asegurar que hubo momentos en los que notas que hay alguna cosa más que tus piernas que te tira hacia adelante.




Eso de ahí abajo que casi no se ve, son mis NIKE "Peregrino Coast to Coast", cumpliendo esa parte de la promesa que decía que debían quedarse en Montserrat.

(Y Ten Years After) Y aún me sigo sorprendiendo de cómo subí así de cargado por la riera de Gayá o por el camino ya de nuevo ocupado del funicular. Y sigo recordando año tras año, aquella subida mientras la hago sin peso, y la conversación con ese peregrino de Montserrat cuyo libro me leí. Y cómo no, esas "Coast to Coast" que me llevaron volando y que me podían haber dado mucho más kilómetros... Pero tuvieron su recorrido y su misión y la cumplieron.

Dedicado a Jordi, en ese y otros momentos omnipresente desde hace más de media vida. Y a todos los que me ayudaron a cumplir esa promesa de las Nike Peregrino Coast to Coast.

"I don't need you to worry for me 'cause I'm alright
I don't want you to tell me it's time to come home
I don't care what you say anymore this is my life
Go ahead with your own life and leave me alone"


26 abril 2016

31CAC - Leer un libro de un tirón

Era joven, tenía más tiempo, y a pesar de que nunca he sido un "lletraferit" si que engancho a veces algún libro y lo pongo al tran-tran y lo termino. Lo de este libro fue magnético. Y luego tampoco he sido un fan del autor ni del género, pero lo agarré por la mañana y lo terminé por la noche.

Y no será porque no te esperas lo que va a pasar, o porque sea una obra maestra (igual lo escribió también de un tirón), pero nunca he vuelto a hacerlo, y eso que he leído libros mucho mejores y que me han gustado o me han identificado más.



Dedicado a los caminantes, no necesariamente a los que con ello hacen kilómetros. Recuerdo una vez de las que estaba haciendo el Camino que despertaba una admiración que sin falsa modestia siempre he considerado que no es tal por el hecho de andar kilómetros. Para mí siempre ha sido más admirable el de unos padres que educan a sus hijos. Ahora que me toca la segunda y he dejado atrás la primera, también lo mantengo.

Peco de spoiler, pero todavía recrodaba esa frase que se me grabó en la memoria:


Y cuando la mano le tocó de nuevo el hombro, encontró aún energías para echar a correr