24 diciembre 2008

Ahora que - Nadal 2008

Decíamos ayer...

Seguimos transitando por la cornisa. No sé qué campana me salvó el año pasado, pero en este 2007, tres cuartos de lo mismo. No sé la campana, pero sé quien dobló una de ellas...

Y antes de ayer

Cada año un poco más justo. Este año he vuelto a llegar... Por los pelos; eso repercute en el texto, pero el momento de terminarlo es este y ninguno más allá.
Feliz Navidad

No importa. Va por las veces que no pueda.

Ahora que el mundo va más despacio,
ahora que todo se otea en un salón,
ahora que el mi yo mismo es un reacio,
donde siempre falta espacio
dentro de algún corazón...

Ahora que toda flecha me saluda,
ahora que corro tejiendo esta poesía,
ahora que mis viejas bambas poco duran,
y, en la tienda de las dudas,
cae un par a cuenta mía...

Ahora que solo nos falta la cama,
que la antena no quiere sintonizar,
ahora que hago horas en pijama,
no perdonaré un Tijuana,
aunque toque madrugar.

Ahora que encuentres almas
que no veias.
Ahora que cambies euros
por alegrías.
Ahora que nada es sagrado,
un post retrasado,
sale todavía.

Ahora que aún vamos locos
por incordiar.
Ahora que está tan sola
la sociedad.
Ahora que, todos los cuentos,
no cuentan el cuento
de mi Navidad.

Ahora que entran goles que no deben,
ahora que el mundo va descolocado,
ahora que el día a día de la plebe,
con sus cifras, poco breve,
no nos duela demasiado...

Ahora que está tan lejos el olvido,
ahora que pan-memoria cada día,
ahora que, ni saber, ni hemos querido
perdonar, como es debido,
sin remedio todavía...

Ahora que se atropellan las semanas,
tardonas, como posts de Navidad,
ahora que, tantas veces vienen ganas
de salir por las ventanas
y encajar un son de paz.

Ahora que los vendidos
no nos dan miedo.
Ahora que me despido
pero me quedo.
Ahora que miren tus ojos,
que abras la boca,
que venzas los miedos.

Ahora que no hay vacunas
que den la paz.
Ahora que viene dura
la realidad.
Ahora que, todos los cuentos,
desean lo cierto
de la Navidad.

Ahora que aun te escribo
aunque no voy.
Ahora que anadamos vivos
Cuervo te doy.
Ahora que todo es urgente,
que prima el presente,
que se pare hoy.

Ahora, agradecido
por lo que das.
Ahora que lo comparto
con los demás.
Ahora que, todos los cuentos,
esperan el cuento
de tu Navidad.

2 comentarios:

homeless dijo...

No podía ser que este año nos dejarás sin tu acertada versión sabinera navideña y como dice el dicho más vale tarde que nunca.
Mis más grandes felicitaciones como peregrino y como persona.
Feliz Navidad.

Anónimo dijo...

i Feliç Any 2009!

Artane